Guitarra

  • Gui_01
  • Gui 01

La Guitarra Clásica, o también llamada Guitarra Española, es un instrumento musical de cuerda pulsada, cuya versatilidad permite tocar, además del estilo clásico, todo tipo de géneros. Se puede decir que es uno de los instrumentos más transversal de la historia de la música. Este bello instrumento está compuesto principalmente por una caja de resonancia con la boca en el centro, un mástil con su respectivo diapasón, sobre el cual encontramos los trastes, que definen las diferentes notas musicales. A su vez, la Guitarra Clásica cuenta con seis cuerdas, las cuales deben ser pulsadas (en este caso, con los dedos) para que ésta suene. El instrumento que hoy en día conocemos es el producto de varios siglos de evolución en la construcción del mismo.

Gracias a sus posibilidades sonoras y tímbricas y al extenso repertorio con el que cuenta actualmente, la Guitarra Clásica adopta en la mayoría de los casos un papel protagonista en el escenario, pudiendo aparecer sola o como solista en formaciones de música de cámara, o en obras escritas con acompañamiento orquestal. Al mismo tiempo, puede jugar el rol de instrumento para acompañar, al igual que otros instrumentos polifónicos como son el piano o el arpa.

Ya en el siglo XXI en el que nos encontramos, podemos decir que la Guitarra Clásica es uno de los instrumentos de primer nivel en el Mundo de la Música. Esta condición ha sido propiciada por ilustres figuras, que a lo largo de la historia, hicieron su particular aportación, tanto al repertorio del instrumento, como a su ya mencionada evolución organológica. Desde los famosos vihuelistas, Luis Milán o Luis de Narváez, pasando por los maestros del periodo barroco, Francesco Corbetta, Gaspar Sanz o Santiago de Murcia; más tarde, Fernando Sor, Dionisio Aguado o Mauro Giuliani como parte del elenco de representantes de la guitarra en el periodo clásico-romántico; en el Romanticismo, encontramos al gran maestro, Francisco Tárrega, creador de la escuela guitarrística que ha perdurado hasta nuestros días, a través de sus principales discípulos, Miguel Llobet, Emilio Pujol y Daniel Fortea, paralelamente a la importantísima labor ejercida por el genial Andrés Segovia en el siglo XX, prácticamente impulsor “estrella” del instrumento en todas sus facetas posibles por aquel entonces.

Otros nombres que brillan con luz propia son Agustín Barrios o Leo Brouwer. Por último, Narciso Yepes, Julian Bream, John Williams, David Russell o Manuel Barrueco son, en este último periodo hasta nuestros días, algunas de las figuras más representativas en el panorama de la Guitarra Clásica actual.

Utilizamos "cookies" propias y de terceros para elaborar información estadística y mostrarle publicidad personalizada a través del análisis de su navegación. Si continúa navegando acepta su uso.